Nuevos tiempos para la cultura. Un reto asequible.

La cultura en general es considerada por los Gobiernos como un gasto del que es fácil prescindir, pero las nuevas tecnologías y las redes sociales encuentran en ella un potencial para ganar dinero, al proporcionar una fuente inagotable de originalidad que despierta la curiosidad y el interés de amplias capas de población, al dar satisfacción a sus demandas y anhelos. ¿Quién está equivocado?

Nada más entrar en cualquier red social como Twiter, Facebook o Linkedin,  por mencionar las que frecuento, además de los blogs de wordpress y otros de amplia difusión, se están comentando todos los días exposiciones de pintura y esculturas, presentaciones de libros y comentarios de novelistas y poetas. Y no digamos la cantidad de información a disposición del lector en Google, de difusión de historia y ramas del saber para todos los niveles y gustos, tanto de astronomía como medicina, arquitectura e ingeniería, biología y humanidades que se pone a disposición de forma aparentemente gratuita.

Todo ello es un exponente de la sociedad abierta de la que disfrutamos en el mundo occidental con independencia del idioma en que se hable, y que tanto echan de menos las poblaciones de sociedades cerradas de Asia, África y dictaduras de todo el mundo.

La ley de la oferta y la demanda se rige por la regla del cuidado y atención al propio beneficio, y las nuevas tecnologías en general y Google en particular ofrece nuevos medios de comercialización impensables hace pocos años. Por otro lado, la limitación del crédito, en intervencionismo estatal y las subvenciones con sus innumerable requisitos empobrecen y frenan la comercialización y libre circulación . A ello hay que añadir la torpeza de determinadas distribuidoras de libros y salas de arte obsoletas, que pretenden monopolizar a escritores y artistas con porcentajes irrisorios que tardan en liquidar. Por el contrario hoy en día, con la comercialización globalizada la distribución es efectiva, y las nuevas empresas de mensajería en una semana ponen el producto en el domicilio del consumidor.

Antes, las inauguraciones y presentaciones acaparaban la vida de los políticos y servían para mostrarse cercanos ante sus votantes, y de recurso gratuito de propaganda. Hoy en día, por el contrario, raro es encontrar a un político en un acto de esta naturaleza, y más un fin de semana.

Por fin parece que hay un despertar en llevar a cabo proyectos de gran calado con pocos recursos, auxiliados por la informática y los enormes medios que proporciona, de programas diseñados al efecto de poder trabajar uno mismo con una calidad digna.

Pienso que nadie tiene razón ni nadie está equivocado, solo que los tiempos han cambiado el modelo, y el desarrollo es imparable. Ni la sociedad es tampoco la misma, esa sumisa sociedad que necesitaba que le dijeran lo que tenía que hacer. Hoy cada uno ha de saber dónde está y que es lo que quiere. Todo lo demás es accesorio.

Museo das artes y creatividade Guimarâes

Espacio de las Artes y la Creatividad de Guimarâes.

Responder

Introduce tus datos o haz clic en un icono para iniciar sesión:

Logo de WordPress.com

Estás comentando usando tu cuenta de WordPress.com. Cerrar sesión /  Cambiar )

Google+ photo

Estás comentando usando tu cuenta de Google+. Cerrar sesión /  Cambiar )

Imagen de Twitter

Estás comentando usando tu cuenta de Twitter. Cerrar sesión /  Cambiar )

Foto de Facebook

Estás comentando usando tu cuenta de Facebook. Cerrar sesión /  Cambiar )

Conectando a %s